Una conversación cotidiana

En una peluquería unisex de mi pueblo, el sábado pasado. Una mujer, a la que la peluquera, en tono burlón, aunque con retintín, le pide que deje ya el móvil, se excusa de la siguiente guisa:
—Es que tengo que quedar con mi hija, que viene en tren de Barcelona y me ha comprado una tele nueva, de esa que tiene de todo, DDT y todas esas cosas modernas…
—¿Qué es, una de esas teles planas? —pregunta otra peluquera, una de las más jóvenes. La mujer asiente. —Ah, será una tele LCD, ¿no?
—Sí, eso, una tele con LSD
Una tele para, literalmente, olvidar todas las penas.

powered by performancing firefox

Anuncios

Autor: Álex Vidal

A los 7 años me llevaron a ver Star Wars y decidí estudiar Físicas. A los 11, leí a Asimov y me dije: "Yo quiero escribir historias tan grandes como estas" (espero que usando más palabras que él). Hoy trabajo juntando letras en una editorial mientras pierdo el tiempo en múltiples frentes. Aprendiz de todo y maestro de nada. Es mi sino.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s